26.1.15

thumbnail

Clima Organizacional

Posteado por EquipoJC  | No comments

Del concepto motivación -en el nivel individual- surge el concepto -clima organizacional- en el nivel de la organización, aspecto importante en la relación entre personas y organizaciones. Las personas se hallan en un pro¬ceso continuo de adaptación a una variedad de situaciones para satisfacer sus necesidades y mantener cierto equilibrio individual. Tal adaptación no se limita sólo a la satisfacción de las necesidades fisiológicas y de seguridad -denominadas necesidades vegetativas-, sino que también incluye la satisfacción de las necesidades sociales, de autoestima y de autorrea¬lización -denominadas necesidades superiores-. Como la satisfacción de las necesidades superiores depende mucho de otras personas, en espe¬cial de las que ocupan posiciones de autoridad, es importante comprender la naturaleza de la adaptación o desadaptación de las personas. La adapta¬ción, como cualquier otra característica de la personalidad, varía de una persona a otra, y en un mismo individuo, de un momento a otro. Esta varia¬ción puede representarse como un continuum que va de una adaptación precaria, en un extremo, a una adaptación excelente, en el otro. Una buena adaptación significa "salud mental". Las tres principales características de las personas mentalmente sanas son las siguientes:

a.    Las personas se sienten bien consigo mismas.
b.    Las personas se sienten bien con las demás personas.
c.    Las personas son capaces de enfrentar por sí mismas las exigencias de la vida y de las situaciones.

El clima organizacional está estrechamente ligado con la motivación de los miembros de la organización. Si la motivación de éstos es elevada, el clima organizacional tiende a ser alto y proporciona relaciones de satisfacción, animación, interés y colaboración entre los participantes. Cuando la motivación de los miembros es baja, sea por frustración o por barreras a la satisfacción de las necesidades individuales, el clima organizacional tiende a bajar. El clima organizacional bajo se caracteriza por estados de desinterés, apatía, insatisfacción y depresión: en algunos casos puede transformarse en inconformidad, agresividad e insubordinación, típico de situaciones en que los miembros se enfrentan abiertamente con la organización (como en los casos de huelgas, mítines, etc.). El clima organizacional representa el ambiente interno existente entre los miembros de la organización, y se halla estrechamente relacionado con el grado de motivación reinante.
El concepto clima organizacional refleja la influencia ambiental en la motivación de los participantes. Por tanto, puede describirse como cualidad o propiedad del ambiente organizacional percibida o experimentada por los miembros de la organización, que influye en su comportamiento. El término se refiere específicamente a las propiedades motivacionales del ambiente organizacional, a los aspectos de la organización que provocan diversos tipos de motivación en sus miembros. El clima organizacional es alto y favorable en situaciones que proporcionan satisfacción de las necesidades personales y elevación de la moral; es bajo y desfavorable en situaciones que provocan la frustración de esas necesidades. En el fondo, el clima organizacional influye en el estado de motivación de las personas y es influenciado por éste; es como si se presentase una retroalimentación recíproca entre el estado de motivación de las personas y el clima organizacional.
LeerMás»

6.1.15

thumbnail

Postulados Básicos de la Información Financiera

Posteado por EquipoJC  | No comments

Los postulados básicos de la información financiera son un conjunto de supuestos generalmente aceptados sobre los que se basa el proceso de elaboración de información financiera. A nivel internacional, los postulados básicos se incluyen en el marco conceptual para la preparación y presentación de los estados financieros.
Los postulados básicos de la información financiera fundamentalmente se pueden agrupar en dos categorías:
• Los que captan la esencia económica, delimitan al ente y asumen su continuidad. Desde esa perspectiva se encuentran los siguientes: sustancia económica, entidad económica y negocio en marcha.
• Adicionalmente existe una serie de postulados básicos que establecen las bases para el reconocimiento contable de las operaciones y eventos económicos que afectan a la entidad.
En esta categoría de supuestos están los de devengación contable, asociación de costos y gastos con ingresos, valuación, dualidad económica y consistencia.
Analicemos cada uno de ellos en detalle.

A) Sustancia económica
Este postulado se refiere al hecho de que en la operación del sistema de información financiera y en las transacciones o eventos económicos que afecten a una entidad, la sustancia de la transacción o el evento en cuestión debe prevalecer sobre la forma que se le pretenda dar. Lo anterior quiere decir que el registro contable de la transacción o evento debe basarse más en la naturaleza de la transacción o evento, más que en la forma en que se concrete. Un ejemplo de lo anterior sería que si un accionista hace una aportación temporal al negocio con el objetivo de recuperarla posteriormente, el registro contable necesariamente deberá afectar a una cuenta de deuda y no de capital, a pesar de que se haya documentado para aparecer como una aportación de capital.

B) Entidad
Este supuesto indica que las operaciones y la información financiera de una organización económica son independientes de las de sus accionistas, acreedores, deudores, patrocinadores y de cualquier otra organización. El objetivo de este principio es evitar la confusión de las operaciones económicas que celebre la empresa con alguna otra organización o individuo. En esencia, constituye una guía para identificar de quién se va a informar al considerar a una organización como una unidad económica independiente de sus dueños. Esto implica que, al tener la entidad sus propios recursos y sus propias obligaciones, los recursos como casas, vehículos y otras inversiones propiedad de los accionistas, así como sus gastos personales deberán mantenerse fuera de los registros de dicha empresa.
Una aplicación del postulado o principio de la entidad es la siguiente: si una empresa decide invertir dinero en la compra de un edificio, dicho bien deberá formar parte de los activos del negocio; pero si uno de los socios decide comprarse una casa con dinero de la compañía, esta transacción deberá registrarse como un préstamo que el socio deberá liquidar en el futuro, a la vez que la casa no deberá registrarse como parte de los activos de la empresa.

C) Negocio en marcha
Este postulado consiste en asumir que la permanencia de una organización económica en el
mercado no tendrá límite o fin, con excepción de las entidades en liquidación. Por lo tanto, permite suponer, salvo prueba en contrario, que la entidad seguirá operando por tiempo indefinido, por lo que no resulta válido usar valores de liquidación, es decir, de remate, al cuantificar sus recursos y obligaciones.
Por ejemplo, una empresa que se dedique a la compra y venta de mercancía normalmente
procedería a vender esta última tratando de cubrir sus costos y obteniendo una utilidad razonable.
Sólo en el caso de que la empresa entrara en fase de liquidación, la totalidad de sus bienes
se rematarían y sería necesario valuarlos al monto que realmente pudiera obtener por ellos al momento de venderlos.

Postulados básicos que establecen las bases para el reconocimiento contable de operaciones y eventos con impacto en la entidad
Como ya se mencionó anteriormente, en esta categoría de supuestos están los de devengación contable, asociación de costos y gastos con ingresos, valuación, dualidad económica y consistencia.
Veamos cada uno de ellos con detalle.

Devengación contable
Este postulado establece que para fines contables, los efectos de transacciones y eventos económicos que afectan a una entidad deben reflejarse en la información financiera de la entidad en el momento en que ocurren, independientemente de la fecha en que se consideren realizados, es decir, amén del momento en que se materializa el cobro o el pago. Éste es uno de los postulados o supuestos clave de la contabilidad, pues establece que los ingresos se registran como tales sin importar el momento en que se registre la entrada del efectivo por el cobro de este último.
Asimismo, establece que un gasto se registre como tal, independientemente del momento en que se registre la salida del efectivo para su pago. Un ejemplo ilustrativo de este postulado es una venta a crédito. Una empresa comercializadora ofrece facilidades de crédito en la venta de su mercancía. En la operación se establece que el pago se realizará dentro de un mes. Sin embargo, para efectos contables se debe registrar la venta y el valor de la cuenta por cobrar, sin importar que no exista una entrada de efectivo, pues para la compañía ya se generó ese derecho.

Asociación de costos y gastos con ingresos
Este postulado establece que todos los costos y gastos de una entidad deben identificarse con el ingreso que generaron en el mismo periodo, independientemente de la fecha en que se realicen.
El objetivo de este postulado es promover que en el mismo periodo se dé el enfrentamiento de todos los ingresos contra todos los costos y gastos que les dieron lugar y, de esta forma, cuando sea posible determinar con precisión el diferencial entre los ingresos y los costos y gastos del periodo.

Valuación
Este postulado establece que las transacciones y eventos económicos que realiza una entidad deben cuantificarse en términos monetarios, atendiendo a las características y atributos propias del elemento a ser valuado, y que permita captar el valor económico más objetivo.

Dualidad económica
Este postulado afirma que cada recurso de que dispone una entidad fue generado por terceros, los cuales poseen derechos e intereses sobre los bienes de la entidad. Lo anterior implica que toda transacción de la entidad debe ser registrada de tal forma que muestre el efecto sobre los recursos propiedad de la organización (activos) y las obligaciones y derechos de terceros (pasivos y capital). Todas las transacciones susceptibles de cuantificarse tienen efecto sobre sus recursos, sus fuentes de financiamiento o sobre ambos.
Un ejemplo de este postulado es el caso de una empresa que requiere de un préstamo de
$500 000 para continuar con sus operaciones normales. Este préstamo tendrá un doble efecto, ya que impactará los recursos y las obligaciones del negocio. El préstamo representará un incremento en los recursos o activos de la empresa y, a su vez, representará un aumento del pasivo u obligaciones de la entidad; de esa forma se refleja el postulado de dualidad económica.

Consistencia
Este postulado establece que los supuestos y las reglas por medio de los cuales se obtuvo información contable, tengan una estabilidad que facilite su comparabilidad en el tiempo. Lo anterior no quiere decir que cuando exista algún cambio en la norma de información financiera utilizada no se pueda hacer. Lo que se quiere promover es que el cambio se justifique y se anote el efecto que produce sobre las cifras contables. Para clarificar, supongamos que una empresa adquirió una camioneta para transporte de materiales y decide que su costo se iría reconociendo gradualmente como un gasto por medio de la depreciación, a lo largo de su vida útil de acuerdo con los kilómetros recorridos cada año. La aplicación de este postulado supondría que la base escogida (kilómetros recorridos) se utilizaría durante cada uno de los años correspondientes a la vida útil de la camioneta. De haber algún cambio debiera informarse, justificando la razón del cambio y reflejando el impacto del mismo sobre la información financiera.
LeerMás»

4.1.15

thumbnail

Marco Conceptual de la Información Financiera

Posteado por EquipoJC  | No comments

La información financiera tiene como objetivo generar y comunicar información útil de tipo cuantitativo para la oportuna toma de decisiones de los diferentes usuarios externos de una organización económica.
Es conveniente aclarar que en el caso de las organizaciones lucrativas, uno de los datos más importantes para sus usuarios, el cual es indispensable informar, es la cifra de utilidad o pérdida de un negocio, es decir, la cuantificación de los resultados (beneficios netos) generados por la prestación de servicios a los clientes o por la manufactura y venta de productos.

Características básicas de la información financiera
El propósito principal que persigue la contabilidad es preparar información financiera de calidad.
Para lograr esa calidad se debe cumplir con una serie de características que le dan valor.
Estas características se consideran básicas, pues revisten la mayor importancia.
El propósito principal que persigue la contabilidad es preparar información financiera de calidad.
Para lograr esa calidad se debe cumplir con una serie de características que le dan valor.
Estas características se consideran básicas, pues revisten la mayor importancia.
La característica fundamental de la información financiera es la utilidad, entendiendo por ésta la adecuación a las necesidades de los usuarios.
Ahora bien, para que dicha característica se dé, la información financiera debe tener a su
vez, al menos las siguientes cuatro características: confiabilidad, relevancia, comprensibilidad y comparabilidad.
A su vez, tanto la confiabilidad como la relevancia tienen características secundarias asociadas, entre las que están las de veracidad, representatividad, objetividad, verificabilidad, información suficiente, posibilidad de predicción y confirmación e importancia relativa. El detalle de cada una de las características se presenta en la siguiente sección.
Un aspecto fundamental que señala el marco conceptual de la información financiera en
relación con las características básicas son las restricciones a que debe sujetarse el proceso de elaboración de información financiera, señalando básicamente dos:
1. Oportunidad.
2. Relación costo-beneficio.

Aplicación práctica de las características
Ahora bien, para que la información que generan los contadores sean de utilidad, deben cumplir cuatro características principales de vital importancia:
ser confiable, relevante, comprensible y comparable. A continuación procedemos a analizarlas.

Confiabilidad
Para que la información financiera sean confiables es necesario que el proceso de integración y cuantificación de la información haya sido objetivo, que las reglas bajo las cuales se genera la información sean estables y, adicionalmente, que exista la posibilidad de verificar los pasos seguidos en el proceso de elaboración de la misma, de tal forma que los usuarios puedan depositar su confianza en esa información.

Relevancia
La información contenida tanto en los estados financieros es relevante en la medida en que influye en la toma de decisiones de las personas que la utilizan.

Comprensibilidad 
En el caso de esta característica, la idea es de que la información financiera debe ser fácilmente comprensible para los usuarios, partiendo de la base de que éstos tienen un conocimiento razonable de la economía y del mundo de los negocios.
Comparabilidad
Esta característica se refiere al hecho de que la información financiera suministrada a los usuarios les permita hacer comparaciones con otras entidades, y contra ella misma en aspectos específicos.

LeerMás»

3.1.15

thumbnail

Definición y Propiedades de los Activos Financieros

Posteado por EquipoJC  | No comments

Definición
Un activo en términos generales, es cualquier posesión que tiene un valor de intercambio. Los activos pueden clasificarse como tangibles o intangibles. Un activo tangible es aquel cuyo valor depende de propiedades físicas especificas, como por ejemplo edificios y terrenos. Los activos intangibles, en cambio, representan derechos legales sobre un beneficio futuro. 
Los activos financieros están clasificados en el segundo grupo, es decir se consideran intangibles. La entidad que se compromete a efectuar los pagos en el futuro se conoce como emisor y el poseedor del activo se llama inversionista.

Dentro de los activos financieros se encuentran tanto los instrumentos de renta fija (bonos) como los de renta variable (acciones). La diferencia principal entre ellos, radica en las características de los derechos que adquiere su comprador y en el vencimiento del mismo.

Cuando se trata de obligaciones de pagos fijos y vencimiento conocido, nos estamos refiriendo a instrumentos de deuda más comúnmente conocidos como títulos de renta fija. En cambio, cuando se trata de acciones, estamos haciendo mención a activos, cuyos emisores se comprometen a pagar una cantidad que es incierta y que dependerá de las ganancias generadas por este, si las hubiere, después de que se haya pagado a los tenedores de instrumentos de renta fija. Además, este tipo de títulos no tiene un plazo de vencimiento estipulado pues están ligadas al negocio o empresa del cual representan una participación, la misma que fue creada para un tiempo indefinido. Estos activos son por tanto considerados como instrumentos de inversión perpetuos.

Existen títulos que comparten características de ambos instrumentos, por ejemplo un bono convertible, el que inicialmente paga un derecho fijo pero que incluye la opción de convertirse en acciones bajo condiciones y circunstancias determinadas.

Los activos financieros y los activos tangibles se enlazan, pues la adquisición de activos tangibles se financia comúnmente por la emisión de algún tipo de activo financiero, ya sea instrumentos de deuda o de acciones.

Propiedades y Características
Un principio económico básico es el que define que el precio de cualquier activo financiero es igual al valor presente de su flujo de pagos efectivo esperado en el tiempo, incluso si este flujo es incierto, lo cual dependerá del tipo de activo financiero de que se trate y de las características del emisor.

Los activos financieros tienen ciertas propiedades y características que afectan la forma como los inversionistas los valoran. Las principales son:

• Confiabilidad crediticia del emisor
• Divisibilidad y denominación
• Flujo de efectivo
. Periodo de vencimiento
• Inclusión de Opciones y Convertibilidad
• Divisas
• Liquidez
• Status Fiscal

Confiabilidad Crediticia del Emisor
El riesgo por incumplimiento, o riesgo de crédito, hace referencia al riesgo de que el emisor de un bono sea incapaz de hacer los pagos del principal o de los intereses al momento en que se comprometió a efectuarlos.

Una forma de disminuir este riesgo es recurrir a la opinión de expertos valuadores de riesgo por incumplimiento, como lo son las Calificadoras de Riesgos, las cuales ejecutan análisis de crédito y expresan sus conclusiones mediante un sistema de calificaciones.

Divisibilidad y Denominación
El término divisibilidad tiene que ver con el tamaño mínimo al cual un activo en particular puede ser convertido en dinero. Los activos financieros tienen varios grados de divisibilidad dependiendo de su denominación, que es el valor en unidades monetarias de la cantidad que pagará al vencimiento cada unidad de activo. Entre menor es la denominación, más divisible es el activo financiero.

Flujo de efectivo
El rendimiento que un inversionista obtendrá de un activo financiero depende de la forma como están distribuidos los flujos de efectivo prometidos. En este cálculo también es necesario tomar en cuenta los pagos que no son en efectivo, tales como las opciones de compra de acciones adicionales o la distribución de otros valores.

Periodo de vencimiento
Se refiere al periodo que transcurre desde la emisión del papel hasta la fecha en que se tiene programado hacer el último pago. Esta es una característica importante de los activos financieros de renta fija, como los bonos, el cual puede ir desde unos días hasta unas cuantas décadas. Existen otros títulos que no tienen vencimiento, como las acciones, y que se consideran un tipo de perpetuidad.

Es importante señalar que hasta un activo financiero con un vencimiento definido, puede terminar antes de su vencimiento. Esto puede ocurrir por diferentes razones como bancarrota o convocatorias de redención. Ejemplo de este último son los sorteos, donde los tenedores de los mismos están obligados a liquidar su inversión, es decir entregar el título y recibir su dinero mas los intereses respectivos. Por lo general este sorteo viene acompañado de alguna penalización para el emisor y después de haber transcurrido cierto tiempo a partir de la emisión.

Además, el tenedor de un activo financiero tampoco esta obligado a mantenerlo en su poder indefinidamente (en el caso de las acciones) o hasta su vencimiento (bonos), pues puede deshacerse de él en cualquier momento, negociándolo en el mercado de valores.

Convertibilidad
No es inusual que la emisión de un bono incluya una previsión que otorgue al poseedor del bono o al emisor una opción para tomar alguna acción en contra de la otra parte.

El tipo más común de opción es la provisión de compra, la cual garantiza al emisor el derecho a retirar la deuda completa o parcialmente antes de la fecha de vencimiento especificada. Esta medida beneficia al emisor pues le permite reemplazar una emisión de bonos antigua por una nueva posiblemente pactada en mejores condiciones que la anterior. En cambio, si lo vemos desde el punto de vista del tenedor del activo, esta provisión es perjudicial, pues crea incertidumbre sobre el vencimiento de la inversión y sobre las condiciones a las que deberá reinvertir sus recursos.

Otro tipo de opción es la provisión de venta. En esta opción el tenedor del bono esta facultado para cambiar el vencimiento del papel, garantizándole el derecho de vender la emisión al emisor al valor a la par en fechas indicadas.

Otra propiedad importante que puede tener un activo es que sea convertible en otro. Esta conversión puede ser dentro de un mismo tipo de activo, por ejemplo cuando un bono es convertido en otro bono, o puede tratarse de diferentes clases de activos, por ejemplo un bono convertible corporativo es un bono que su tenedor puede canjear por acciones.

Divisas
En vista de la existencia de tasas de cambio que flotan libremente y que a veces son volátiles entre las principales divisas, este hecho da una importancia adicional a la divisa en la cual se realizarán los pagos en efectivo del activo financiero. Por ejemplo, supongamos un bono del gobierno japonés, donde el flujo de recursos es pagado en yenes, desde el punto de vista de un inversionista estadounidense la cantidad de yenes es conocida, no así la cantidad en dólares. La cantidad de dichos dólares dependerá del tipo de cambio entre ambas monedas al momento en que sea recibido el pago.

Liquidez
La liquidez puede ser medida en función de cuanto deben estar dispuestos a perder los vendedores de un activo en particular para poder venderlo de manera inmediata. La liquidez puede depender no sólo del activo sino también de la cantidad que uno desea vender o comprar. Mientras una pequeña cantidad puede ser muy liquida, una grande puede tener problemas de falta de liquidez.

Status Fiscal
Las leyes gubernamentales que gravan los ingresos por la propiedad o venta de activos financieros puede variar ampliamente de un año a otro, de país en país y hasta entre diferentes ciudades o estados de un mismo país. Además, las tasas de impuestos pueden diferir entre activos financieros, dependiendo del tipo de instrumento, del emisor, la cantidad de tiempo que se posee el activo, la naturaleza del propietario, etc.

Principios de la Fijación de Precios de los Activos Financieros
El principio fundamental de las finanzas es que el precio correcto de un activo es igual al valor presente de todos los flujos de efectivo esperados y descontados a una tasa adecuada.
                                                            
VP = CF1    + CF2    +   CF3    + .........+ CFn 
        (1+r)1    (1+r)2      (1+r)3                (1+r)n

Donde:

VP     = Precio del activo financiero (valor presente de los flujos)
CFt     = Flujo de efectivo en el año t ( t = 1,......,N)
N     = Vencimiento del activo financiero
R     = Tasa de descuento (tasa de rendimiento) adecuada

La tasa de descuento
La tasa de descuento (descuento racional) apropiada para el flujo de efectivo de un activo depende de las propiedades del activo, analizadas anteriormente, y puede ser frecuentemente aproximada como la suma de las recompensas por los riesgos diversos que significa el activo para su comprador:

R = RR +IP +DP + MP + LP +EP

R     = Tasa de descuento apropiada
RR  = Tasa de interés real que es la recompensa por no consumir y por prestar a otros usuarios.
IP   = La prima por inflación que es la compensación por la pérdida esperada del poder adquisitivo del dinero prestado a los prestatarios.
DP  = La prima por riesgo de incumplimiento, que es la recompensa por enfrentar el riesgo de incumplimiento por parte del emisor de los pagos prometidos.
MP   = La prima por vencimiento, que es la compensación por prestar dinero durante largos periodos.
LP  = La prima por liquidez, que es la recompensa por invertir en un activo que quizás no pueda ser convertido rápidamente en efectivo a un precio de mercado conveniente.
EP  = La prima por riesgo de tasa de cambio, que es la recompensa por invertir en un activo que no está nominado en la divisa propia del inversionista.
LeerMás»

Loading...

Entradas Populares

© 2013 Gestión Empresarial. Distributed By JC | WP Cachicadán converted by Cachicadán
Gestión Empresarial. Proudly Powered by Blogger.
back to top